La libertad y la competencia en la reparación de automóviles se mantienen en Europa mejorando el sistema de acceso a la RMI

La libertad y la competencia en la reparación de automóviles se mantienen en Europa mejorando el sistema de acceso a la RMI

Durante la reunión del Coreper de los Embajadores de los Estados Miembros, celebrada el pasado 20 de diciembre, se ratificó el acuerdo provisional interinstitucional alcanzado por la Comisión Europea, el Parlamento y el Consejo sobre el nuevo Reglamento de Homologación de Vehículos. Desde Afcar España agradecen las importantes clarificaciones en la legislación RMI (Información para la reparación y el mantenimiento) y se muestra “muy satisfecha” de que la libertad y la competencia en la reparación de automóviles se mantenga. “Seguiremos trabajando para que esto continúe en la nueva era de los coches conectados”.

La nueva propuesta fue lanzada por la Comisión Europea en enero de 2016 como respuesta al “escándalo diesel”, con la intención de mejorar la calidad de las pruebas de homologación de vehículos antes de que fueran comercializadas, pero también con la intención de reforzar el sistema de aplicación con más supervisión europea. Gracias a la iniciativa del Parlamento Europeo, en el acuerdo final se han incluido una serie de enmiendas a la propuesta inicial que mejoran el sistema de acceso a la RMI.

Así, los legisladores de la UE han reconocido la necesidad de mantener el acceso al OBD a la diagnosis y al flujo de datos relacionados con la RMI para los operadores independientes a través del puerto OBD. Además, se ha clarificado que el acceso sea también abierto mientras el vehículo esté en movimiento. Según Afcar España (Alianza para la Libertad en la Reparación de Automóviles en España), esto es esencial para realizar diagnósticos, servicios de reparación y mantenimiento, y al menos hasta que se encuentre una solución legislativa robusta, para el acceso telemático al coche conectado.

Sin embargo, mientras se ha aclarado que el puerto OBD permanece abierto con el vehículo en movimiento, la entidad advierte de que algunos fabricantes de vehículos han comenzado a introducir nuevas medidas, como certificados electrónicos propios, obligatorios con sus herramientas de equipo original, impidiendo el acceso de los operadores independientes al puerto OBD. “Si bien Afcar apoya medidas de protección por razones de seguridad, se debe asegurar que el acceso de los operadores independientes a los datos del vehículo siga siendo completamente posible y que los certificados electrónicos se emitan por un organismo neutral e independiente. Este problema debe ser abordado rápidamente por los legisladores de la UE en 2018”.

Acceso modernizado a la RMI para los operadores independientes

Por otro lado, Afcar agradece que el acuerdo político incluya una importante aclaración: que la información necesaria para la preparación de pruebas de inspección técnica de vehículos esté cubierta por la definición de RMI. Respecto al formato de la información, la legislación actual establece desde hace diez años que los fabricantes de vehículos proporcionen el acceso a RMI a los operadores independientes, pero, según la entidad, “con frecuencia se hace de manera inútil para los proveedores de servicios en la cadena de suministros. Esto dificulta el proceso de reparación causando significantes pérdidas en términos de tiempo y eficiencia”.

No obstante, la nueva legislación pretende clarificar que la RMI y la información de identificación de piezas de recambios se proporcionen de forma legible y procesable electrónicamente (contra un pago razonable). En opinión de Afcar, esto representaría una mejora que permita a los operadores independientes ofrecer sus productos y servicios en un formato más moderno; incrementará la competencia del mercado de movilidad y servicios del automóvil; y contribuirá a una efectiva competencia, la cual proporciona a los automovilistas libertad de elección para el cuidado de sus vehículos en la posventa.

La nueva homologación de vehículos y su legislación RMI, una vez aprobada, representará un paso adelante y tendrá un impacto positivo para la todo el mercado posventa y la industria de servicios de movilidad, que representan a más de 500.000 compañías empleando más de 4,3 millones de personas en Europa y ofrece servicios a 284 millones de propietarios de vehículos y operadores comerciales”, argumenta Hartmt Röhl, presidente de Figiefa, para añadir que “sin embargo, la Comisión Europea debe encontrar una solución sobre cómo abordar el acceso telemático al ‘coche conectado’, y solicitamos que comience a trabajar en 2018 en una plataforma interoperable, estandarizada, segura y de acceso abierto, tal y como sostiene el Reglamento del eCall”.

Tras la aprobación por el Coreper, el acuerdo entre el Parlamento Europeo y el Consejo necesitará ser aprobado por el Comité IMCO (Mercado Interior y Protección del Consumidor) y después presentado para su aprobación en el Pleno del Parlamento. Si es aprobado en la Eurocámara, el Consejo, entonces, adoptaría el texto sin debate. El nuevo Reglamento será aplicable a partir del 1 de septiembre de 2020.

Seguridad y rendimiento medioambiental

El objetivo de la revisión del Reglamento de Homologación de Vehículos es lograr un alto nivel de seguridad y rendimiento medioambiental reformando el sistema de homologación y vigilancia del mercado de los vehículos a motor. Los principales elementos introducidos por el acuerdo incluyen:

  • La calidad de las pruebas que permiten a los coches ser lanzados al mercado a través de servicios técnicos mejorados
  • La vigilancia del mercado para controlar la conformidad de coches ya disponibles en el mercado, con la posibilidad de que los Estados miembros y la Comisión lleven a cabo controles puntuales de los vehículos para detectar fallos en un etapa temprana
  • La supervisión del proceso de homologación, en particular a través del establecimiento de un foro de intercambio de información sobre la aplicación, formado por representantes de las autoridades nacionales de aprobación y vigilancia del mercado.

Deja un comentario