BMW ha inaugurado el primer concesionario filial del grupo automovilístico en Cataluña, ubicado en un edificio de 18.000 metros cuadrados en la Gran Vía de les Corts Catalanes, 438-440, que lo convierten en uno de los más grandes y modernos de la red europea de la firma.

El acto inaugural se celebró con una fiesta de más de 1.500 invitados que presenciaron el estreno en España de los concept-car BMW i3 y BMW i8, así como del scooter eléctrico BMW C Evolution. En el concesionario, repartido en siete plantas, trabajarán, aproximadamente, 55 personas que se harán cargo de todas las marcas de BMW Group: BMW, MINI, BMW Motorrad y Husqvarna.
Los clientes interesados podrán apreciar la gama de modelos completa de BMW Group en las cinco salas de exposición, repartidas en tres de las siete plantas. En el concesionario filial también se venderán a partir de finales de 2013 los modelos de BMW i, la nueva submarca del consorcio para los vehículos eléctricos y de innovadores servicios de movilidad, orientados hacia el futuro.