La vicepresidenta del gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, ha anunciado la puesta en marcha de un plan de incentivos al vehículo eficiente, Plan PIVE (Plan de Incentivos al Vehículo Eficiente), que incentiva la retirada de la circulación de vehículos de más de 12 años de antigüedad y furgonetas con más de 10 años, lo que permitirá un ahorro de 26 millones de litros de combustible al año, lo que significa 160.000 barriles de petróleo o un ahorro en torno a los 16 millones de euros al año. El plan entrará en vigor el próximo 1 de octubre


Este plan está integrado en el Programa Nacional de Reformas para el próximo semestre, que además contempla la liberalización de sectores clave como el de la energía, los servicios y las telecomunicaciones. Al tiempo Soraya Saénz de Santamaría promete que, durante el primer trimestre del 2013, presentará un plan de emprendedores que facilitará nuevas licencias para la puesta en marcha de un negocio, con el fin de crear empleo.
Los beneficiarios (particulares, profesionales, autónomos, microempresas y pymes) obtendrán las ayudas, directamente, a la hora de abonar su factura en el concesionario. El incentivo tendrá una cuantía de 2.000 euros, de los que 1.000 son aportados por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo, y otros 1.000 por el fabricante o importador.