Esta semana, las excavadoras se ponen en marcha en el Merkurring (Hamburgo) e incian una extensa ampliación que casi va a duplicar la capacidad del almacén central de Wulf Gaertner Autoparts AG. En el futuro, el fabricante de las marcas marcas MEYLE y MEYLE-HD tendrá en su sede central una capacidad para albergar más de 56.000 palets. Con esta medida, la empresa garantiza una ampliación continua de la gama de productos y una capacidad de suministro más eficaz.

Con una gama de productos que ronda actualmente los 15.600 artículos, la empresa puede cubrir prácticamente cualquier demanda habitual. Para seguir ampliando continuamente la oferta de productos y satisfacer también las demandas de nuevos mercados internacionales, Wulf Gaertner Autoparts AG incrementará la superficie de su emplazamiento principal en más de 12.000 metros cuadrados.  "Con ello, no sólo podemos mantener permanentemente todos los artículos de gran demanda en una cantidad mayor, sino que también podemos efectuar suministros más rápidos gracias a procesos mejorados y modernizados", explica Marita Schwartze, miembro del consejo de dirección, al indicar que esta inversión perfeccionará el servicio para el cliente.

En los próximos años, Wulf Gaertner Autoparts AG invertirá en torno a 40 millones de euros en el emplazamiento de Hamburgo. Junto a una mayor capacidad de almacenamiento, se ha previsto un centro de formación con plataforma elevadora y banco de medición de ejes, así como un restaurante de empresa rodeado completamente de cristal, con una altura de 18 metros y vista de Hamburgo y del típico paisaje de Schleswig-Holstein. También van a construirse oficinas en una superficie de más de 2.000 m². De este modo, la empresa especializada en chasis y direcciones también justificará su crecimiento adecuadamente a nivel personal. "Por esta razón, al planificar la ampliación también consideramos muy importante la posibilidad de ofrecer a los trabajadores actuales y futuros un lugar de trabajo atractivo en la zona metropolitana de Hamburgo", comenta Marita Schwartze. Actualmente, en la central de Hamburgo trabajan más de 300 trabajadores, y la tendencia es claramente creciente. Con las empresas asociadas, el fabricante de piezas de automóviles tiene una plantilla de 1.200 personas en todo el mundo.

El centro de logística existente se puso en funcionamiento en 1997, y desde entonces ya se ha ampliado tres veces. La obra de ampliación finalizará al inicio de 2013, para iniciar luego toda la producción.