Aplic_4500_Xtreme_2Las pinturas al agua son las más limpias a nivel medioambiental. Sin embargo, no dejan de ser elementos químicos y tanto la protección del usuario como el tratamiento de residuos y productos de limpiezas deben realizarse siguiendo las normas establecidas para su manipulación y gestión.

El taller actual ya está preparado para emplear las últimas tecnologías. Ya es una evidencia que las base agua son la mejor elección para que los quieran adaptarse a las estrictas normativas ambientales.

Siempre pensando en el futuro cercano y en la posibilidad (cada vez más real) de una legislación más severa, se están diseñando productos todavía más respetuosos, con menor contenido VOC. Recordemos que esta normativa es europea y, por consiguiente, todos los países que estén dentro de la Unión Europea deben cumplirla.

Los problemas derivados de la actual coyuntura global indicen de forma notable en el mercado de la reparación, principalmente porque el número de reparaciones ha disminuido y afecta al consumo de este tipo de productos.

Adaptados

El cambio a base agua fue, sin lugar a dudas, la mayor revolución vivida por la industria de la chapa y pintura en los últimos años. Durante este periodo, las marcas han tenido dos opciones de adaptarse a la normativa._DSC5839

La primera fue mediante la utilización de pinturas al disolvente con un alto contenido en sólidos (siempre por debajo de los 420 gr/l. permitidos) y bajo la denominación HS (Altos Sólidos) o UHS (Ultra Altos Sólidos).

La segunda tendencia se fundamentaba en el empleo de pinturas al agua, con un contenido que en escasas ocasiones supera los 100 gr/l.

Las firmas optaron, en mayor medida, por el pragmatismo, centrándose en la introducción del sistema base agua, por sus prestaciones como tecnología rentable y ecológica. En ese momento fue todo un acierto, pues hasta entonces el mayor consumo se centraba en pintura acrílica convencional.

Actualmente, tras un lógico periodo de adaptación, la altísima rentabilidad de las pinturas base agua se ha impuesto: reducido consumo, rapidez en la preparación y aplicación, sencillo uso,…

“Todos los acabados originales de fabricantes de vehículos son bases bicapa al agua, al tiempo que las reparaciones con producto base bicapa/barniz son cada vez más frecuentes en el mercado del repintado de automóviles”, argumentan desde MaxMeyer.

La mejor opcCR_3652ión

En un momento de creciente preocupación por el entorno y todo lo relacionado con el medio ambiente, las bicapas al agua son la mejor opción de presente y futuro. Respecto a los primeros años, su mercado ha mejorado, además de la salud de los pintores y las emisiones, que han disminuido sustancialmente.

Esta tecnología de última generación beneficia al medioambiente, pero también (y mucho) a los talleres. No en vano, hablamos de un mercado muy competitivo, en el que los talleres de reparación buscan un base agua que mejore los tiempos, costes y calidad.

“Cada vez se puede sacar más partido de la tecnología de productos al agua”, nos comenta una de las firmas consultadas. Una realidad palpable es que las innovaciones en los últimos tiempos son constantes, con mejoras en el producto en cuanto a opacidad, tiempo de secado, optimización del proceso de aplicación,…

El reto, por lo tanto, es doble: mejorar las prestaciones del producto y que el taller repare el vehículo en el menor tiempo posible. En este sentido, la informática está teniendo un papel muy importante dentro del taller, pues prácticamente todos disponen de un sistema informático que ayuda al pintor a preparar su mezcla.

El sector cambia

“La crisis no puede existir de forma permanente”, nos dice otra firma. Es un concepto que conviene no retener demasiado tiempo y hay quT4311_T4321_T4341_T4342_T43e trabajar mucho en su desaparición.

Por ello, es básico enfocar el periodo venidero como una nueva etapa en la que se establecen nuevas condiciones de comercio. “Actualmente el mercado de reparación está notando la crisis: el número de reparaciones ha disminuido y esto afecta al consumo de este tipo de productos”, alerta Akzo Nobel.

Sin embargo, considera Madrid Paints, en el sector del repintado las normas han cambiado mucho: la alocada búsqueda de objetivos por parte de las multinacionales ha desestabilizado los canales establecidos de distribución.

A partir de ahora el precio será una herramienta que tendrá que suplir la buena atención al cliente, el soporte técnico, servicio, fidelidad y otra serie de valores que hasta el momento dieron buenos resultados.