Endesa está diseñando un plan para desarrollar un despliegue masivo de postes de recarga para vehículos eléctricos por todo el país mediante una red de alianzas comerciales. El objetivo de la compañía es instalar 4.300 postes de aquí al año 2023.

Según publica Expansión, la iniciativa contempla negociar acuerdos con las cuatro mayores empresas de aparcamientos en España: Saba, controlada por La Caixa; Empark, propiedad de Macquarie; Indigo, en manos de Ardian; y Parkia, controlada por First State.

También se quiere incluir en esta red de alianzas a grupos que disponen de centros con zonas de estacionamiento de vehículos anexas, como Carrefour, Decathlon, McDonald's, cadenas hoteleras como Ibis y Holiday Inn, y hospitales, como Quirón.