Groupe PSA ha anunciado la adquisición de una participación mayoritaria en Jian Xin, el principal distribuidor de recambios en la región de Shanghai. Creado hace más de 20 años, la empresa china vende cada año más de cinco millones de piezas provenientes de los principales fabricantes de equipos originales.

Al obtener el control de Jian Xin, Groupe PSA podrá acelerar el lanzamiento de su oferta de posventa independiente en China estableciendo rápidamente su posición en el mercado, que representa 130 millones de vehículos.

Según informa el grupo, “se ganará acceso a un sistema de distribución de cadena de suministro competitivo y eficiente que ofrece tiempos de entrega y frecuencias que cumplen con los más altos estándares del mercado”. Su objetivo es acelerar el crecimiento en las ventas de repuestos multimarca, incluida su nueva gama Eurorepar, que Groupe PSA desarrolló específicamente para el mercado chino.

La adquisición también representa una oportunidad para que el Grupo amplíe su red de talleres multimarca Euro Repar Car Service, ya que la mayoría de los clientes de Jian Xin son talleres independientes de reparación de automóviles, muchos de los cuales probablemente se unirán a la red. Tras la celebración, en octubre de 2017, de una feria de contratación en Shanghái -a la que asistió Christophe Musy, vicepresidente ejecutivo de PSA Aftermarket-, más de 23 talleres de ya se han unido a la red.

“Nuestra estrategia de posventa multimarca, uno de los pilares del plan estratégico 'Push to Pass', tiene como objetivo satisfacer las necesidades de todos los clientes posventa de todo el mundo, independientemente de su poder adquisitivo y la marca o antigüedad de su vehículo”, ha declarado el propio Christophe Musy. “China pronto será el mayor mercado de recambios del mundo, y nos hemos fijado objetivos muy ambiciosos en el país, por lo que ya estamos asegurando posiciones sólidas de mercado”.