Los ingresos de Brembo crecieron un 6,1% en el primer semestre del año en comparación con el mismo periodo del año anterior, hasta alcanzar los 1.339,7 millones de euros ( 10,1% en base a tipo de cambio equivalente). En cuanto al margen EBITDA, éste aumentó un 19,4% hasta los 259,9 millones de euros, mientras que el margen EBIT lo hizo en un 13,9% hasta los 9186,1 millones.

Por su parte, las inversiones netas entre enero y junio ascendieron a 120,8 millones de euros y la deuda financiera neta fue de 263,1 millones. El beneficio neto de Brembo en este periodo se situó en 140,1 millones de euros, un 2,5% más que el mismo semestre de 2017.

“Los resultados de Brembo para los primeros seis meses de 2018 confirman la habilidad de la compañía para competir en los cambiantes mercados internacionales”, declaró el presidente de Brembo, Alberto Bombassei, en la sesión del Consejo de Administración. “Esto nos anima a continuar nuestras iniciativas industriales, recientemente anunciadas, con un renovado entusiasmo. Las nuevas fábricas ayudarán a la expansión de la capacidad de producción global del Grupo y asegurar así que cada vez estemos mejor posicionados para responder a la demanda de nuestros principales clientes, para productos con un nivel creciente de contenido innovador”.

“A pesar de nuestra satisfacción con estos resultados, es esencial para nosotros permanecer muy atentos con respecto al desarrollo de las tensiones comerciales y al panorama geopolítico internacional”, añadió Bombassei, quien también tuvo palabras de recuerdo para Sergio Marchionne, CEO de Fiat Automóviles Chrysler (FCA), recientemente fallecido, “un hombre que ha tenido un profundo impacto en el mercado global de la automoción”, según el presidente. “Para mí, personalmente, el fallecimiento de Sergio Marchionne representa la pérdida de un amigo, además de un director general extraordinario”.

Por su parte, Matteo Tiraboschi, Executive Deputy Chairman, declaró que “entre los elementos positivos que emergen de los resultados que se han aprobado es importante resaltar el buen crecimiento de los ingresos, que se han conseguido a pesar del desfavorable escenario económico. Esto confirma la habilidad de Brembo para captar oportunidades de negocio en los diferentes mercados y segmentos en los que opera”.

Tiraboschi también destacó “la importante generación de efectivo lograda, lo que ha hecho posible reducir nuestro nivel de deuda financiera, en comparación con el periodo anterior, a pesar de las importantes inversiones realizadas y los dividendos pagados durante la primera mitad del año. Según el plan previsto, las nuevas plantas de China, Polonia y México se están poniendo en pleno funcionamiento, que se alcanzará a finales de este año”.