Las zapatas de freno están protegidas principalmente por los tambores de freno, pero este recubrimiento ofrece una mayor protección contra la corrosión. Su eficacia se probó recientemente en un ensayo de niebla salina según la norma internacional ASTMB117. Incluso tras rociarlas con sal de manera continuada durante 240 horas, las zapatas de freno mostraron sólo mínimas señales de corrosión, según ZF Aftermarket.

Además de su recubrimiento especial y nuevo diseño, los productos de calidad original merecen una atención particular por su producción respetuosa con el medio ambiente. Las zapatas de freno TRW cuentan con la certificación ECE R90 y no contienen cromo IV ni metales pesados o amianto. Destaca que la gama de productos TRW de sistemas de frenos de tambor se utiliza en el 95% de los vehículos.

Las zapatas de freno TRW cuentan con la certificación ECE R90 y no contienen cromo IV ni metales pesados o amianto

Por su parte, los talleres pueden pedir las zapatas de freno de manera individual o como un kit de montaje. Actualmente, hay más de 300 kits de montaje, con explicaciones para la instalación rápida de estas zapatas de freno de calidad original certificada.

Además de las zapatas de freno, los kits de frenos TRW incluyen los cilindros de la rueda y los pasadores de retención necesarios, así como los muelles de retención, que garantizan una tensión apropiada gracias a su larga vida útil. Evitan el ruido y garantizan una frenada suave, así como una distribución uniforme de la fuerza de frenado.

Las zapatas de freno pintadas de negro se identifican por una etiqueta visible en el embalaje y se pueden adquirir a través de los distribuidores de ZF Aftermarket. Las zapatas de freno negras TRW son de mayor calidad y se ofrecen en las mismas condiciones de compra actuales.