El sector de automoción en Venezuela continúa estancado. Las esperanzas de crecimiento para 2012 se han ido apagando poco a poco y en la industria temen que este sea el quinto año consecutivo de contracción. Por tal motivo, José Luis Hernández, presidente de la Cámara de Fabricantes Venezolanos de Productos Automotores (Favenpa), propuso al Ejecutivo nacional revisar la política en torno al sector.

Hernández destacó que la norma creada por el Ejecutivo nacional hace cinco años dejó un vacío relacionado con la incorporación de partes nacionales en el proceso de ensamblaje y lagunas con la importación de coches semiensamblados. Por su parte, el presidente de la Cámara Automotriz de Venezuela (Cavenez), Enrique González, aseguró que los fabricantes asociados están operativos y con expectativas de cumplir con la meta de crecimiento fijada para este año; sin embargo, no precisó cifras.

Por su parte, Nayib Neme, representante de la industria de autopartes de Colombia, reiteró el interés de los empresarios de ese país en el mercado venezolano. Sin embargo, reiteró que aún el comercio entre ambas naciones no está normalizado del todo porque los empresarios venezolanos no tienen facilidad para obtener dólares. "Es difícil exportar hacia Venezuela, no es como lo hacíamos en el pasado. El mayor comprador de vehículos de Colombia era Venezuela y hoy no se exporta ningún vehículo a Venezuela", señaló.