Volvo ha inaugurado un nuevo centro de operaciones en Perú, que ha requerido una inversión de 13,5 millones de euros. Las nuevas instalaciones cuentan con una superficie de 56.500 metros cuadrados, que servirán como un 'hub' para operaciones
comerciales y de posventa de las marcas de camiones Volvo, Mack, UD, así como de Volvo Buses y de Volvo Penta (motores marinos e
industriales).

Volvo vendió el pasado año 2.040 camiones en el mercado peruano, lo que constituyó un récord para la empresa en los 50 años que
lleva en el país sudamericano. Actualmente, 17.500 vehículos de Volvo circulan por las carreteras de Perú.

El grupo Volvo vendió en todo el mundo 19.734 vehículos industriales durante el pasado mes de mayo, lo que se traduce en una reducción del 3% en comparación con el mismo mes de 2011.

En los cinco primeros meses del año, las entregas mundiales de la multinacional sueca alcanzaron 94.344 unidades, lo que supone un leve
descenso del 0,36% en comparación con el mismo período del ejercicio precedente.