Durante la feria IAA de Hannover, Iveco ha presentado nuevas soluciones para la protección de los ocupantes de sus vehículos Para ello se realizaron asientos con air bags D-air especiales, desarrollados por Dainese para proteger el cuerpo humano.


D-air® es una tecnología que proviene del mundo de la competición en motociclismo, protegiendo a Valentino Rossi, Nicky Hayden, Stefan Bradl y muchos más. Fruto de más de 10 años de investigación y desarrollo que ha permitido aplicar la tecnología de los air bags al cuerpo humano, utilizando las bolsas D-air® que se activan alrededor del cuerpo cuando es necesario.
Iveco propone la tecnología D-air® al pensar que esta tecnología se adapta mejor a las necesidades de seguridad de los usuarios de vehículos pesados, diferentes de las de los vehículos de tamaño más pequeño.
Las estadísticas indican el vuelco como una de las principales riesgos en la seguridad de los ocupantes de un vehículo industrial y, por ello, un espacio para mejorar la seguridad pasiva de los mismos. A tal fin, el objetivo es crear un entorno protegido alrededor de los ocupantes, tener una coraza de seguridad que mantiene los peligros fuera de la misma. En esta sensación de seguridad se inspiran las especiales bolsas D-air® que rodean los asientos y a sus ocupantes.
La nueva concepción de la coraza de protección alrededor de los ocupantes de los vehículos Iveco introduce un nuevo paradigma de la protección pasiva y una nueva forma de mejorar la seguridad del transporte.
El concepto se aplica tanto a la protección de los ocupantes de los vehículos pesados (Stralis), como a la protección de los conductores de los vehículos ligeros y a aquella de los pequeños pasajeros de los transportes escolares.
D-air® utiliza unas bolsas especiales con estructura 3D patentada, a alta presión, para la máxima protección y ergonomía, y generadores de gas de tecnología "fría". La estructura de la bolsa D-air® estridimensional por expansión controlada lo cual, junto al inflado a alta presión, le permite asumir formas y volúmenes estudiados para envolver y proteger el cuerpo del piloto. Así es posible obtener la máxima absorción del choque con un volumen mínimo, es decir el mejor compromiso posible entre seguridad y ergonomía.
D-air® ya está disponible en el mercado de las motos en las versiones Racing dedicada al uso en circuito y Street para la utilización en carretera.