La Federación Provincial de Empresarios del Metal insiste en su reivindicación ante el Departamento de Educación del Gobierno de Aragón para que se implanten nuevos ciclos de Formación Profesional relacionados con la automoción en el Alto Aragón, ante la demanda de "profesionales formados" y el 100% de empleabilidad que encontrarían los jóvenes.

La Federación redobla así sus peticiones después de que la Asociación Provincial de Talleres haya entregado las distinciones a los mejores expedientes del ciclo de Grado Medio de Automoción, para Marcos Catón, y de FP Básica, para Gheorghe Manacachioaia. La patronal mantendrá una nueva reunión con la consejera de Educación, Mayte Pérez, para estudiar la implantación del Grado Superior de Automoción en Huesca ciudad, que sería el segundo en la provincia, y del Medio de Electromecánica de Maquinaria en la provincia, que por ahora sólo está en Zaragoza y Teruel.

El presidente de la Federación, Ricardo Arrudi, ejemplifica la "alta demanda" que se tiene de profesionales formados con "las 35 ofertas de trabajo que no se cubren por la falta de formación", informa El Diario del Alto Aragón. El sector también muestra su preocupación porque "muchos mecánicos se hacen mayores y no tienen relevo generacional" que les sustituya en unos años. Hoy, la tecnología es muy sofisticada, comenta Arrudi, “y eso demanda gente muy preparada".

La falta de personal cualificado para los talleres les repercute económicamente, ya que "les cuesta mucho trabajo y mucho dinero contratar a gente sin formar y formarla". Además, al contratar a personas que "no son vocacionales", se corre el "riesgo de que dejen el trabajo" poco después. En resumen, "los talleres buscan gente como locos y no la encuentran", lo que supone un freno para el crecimiento del sector, añade Arrudi.

Arrudi recuerda que la Asociación de Talleres ya lanzó recientemente la campaña "Huesca busca mecánicos" para impulsar estos estudios en el Alto Aragón. Además de una empleabilidad del 100%, la estabilidad es otra ventaja. Según el presidente, es "un trabajo muy estable porque las empresas, al formar a alguien y lo que cuesta de dinero, queremos que se quede".

Otro propósito con la implantación de nuevos estudios en la provincia es que los jóvenes no se tengan que ir del Alto Aragón. Es el caso del premiado por el mejor expediente en el Grado Medio de Automoción, Marcos Catón, "que quiere hacer el Grado Superior y se tiene que ir a Zaragoza", informa Arrudi, quien explica que "a muchos les supone el coste del autobús, de la estancia,... Es una pérdida de tiempo y dinero y habrá alumnos que no se lo puedan permitir porque son 400 ó 500 euros al mes. Es una pena", sentencia el presidente de la Federación, que reclama "una apuesta seria por la FP".