“Se busca el ŠKODA más antiguo”. Con este reclamo la marca de automóviles ha empezado una búsqueda a través de diferentes medios para encontrarlo. El modelo seleccionado se convertirá en un nuevo estandarte de la marca y viajará hasta la República Checa, donde su propietario podrá conocer el Museo ŠKODA y hacer una visita exclusiva a la fábrica de la compañía.

Con esta iniciativa, la marca quiere demostrar su fiabilidad y las ventajas que supone hacer las revisiones y el mantenimiento en el Servicio Oficial. Se grabará un documental en el que se darán a conocer las anécdotas y vivencias del coche y de sus propietarios para que su historia sea recordada para siempre.

Para dar con el modelo más antiguo en funcionamiento, la marca invitará a todos los propietarios de un ŠKODA a participar a través de la página web www.elskodamasantiguo.com, donde podrán indicar el año de su modelo, compartir una foto o vídeo del coche y contar la historia que hay detrás.

La marca ŠKODA es una de las cuatro empresas de automóviles más antiguas del mundo. Sus orígenes se remontan al año 1895 cuando sus fundadores, Laurin y Klement, empezaron con la producción de bicicletas. Su pasión por la movilidad llevó a ingenieros y diseñadores a explorar el mundo de la motocicleta hasta acabar construyendo el primer vehículo en 1905. Desde entonces, la marca ha apostado por un fuerte equilibrio entre diseño, tecnología y practicidad.