En los modelos Audi A6, A5 Cabrio, Q5, A5 y A4, la bomba adicional para el líquido refrigerante podría bloquearse debido a la suciedad depositada o sufrir un cortocircuito en la electrónica debido a la filtración de humedad.

Como consecuencia, se puede producir una avería de la bomba y daños locales por sobrecalentamiento, no pudiéndose descartar que, en un caso extremo, se produzca un incendio, informa la Agencia Aecosan en una Red de Alerta (Nº: CCAA-211/2018).

Volkswagen-Audi España tiene previsto contactar con los propietarios de los vehículos afectados para sustituir la bomba adicional para el líquido refrigerante. Además, se ha introducido un nuevo punto de control en la fabricación en serie.