Bosch acude a Automechanika con nuevas soluciones para el taller con la conectividad como motor de crecimiento, amplía su gama de soluciones conectadas para el mercado de la postventa y los talleres, los procesos de taller optimizados que erradican las tareas improductivas en el taller y el ESI[tronic] 2.0, la inteligencia colectiva identifica la mejor solución de reparación.

‘Bosch Connected Repair' representa la base para la conectividad inteligente del hardware de diagnosis en los talleres. Conecta la recepción del vehículo, la información del mismo y los equipos, creando una base de datos común que se transmite de forma inalámbrica a todos los dispositivos conectados. Esto significa que el vehículo solo debe identificarse una vez, en lugar de registrarlo en cada dispositivo por separado, como ocurría en el pasado. En comparación con el servicio y mantenimiento de productos Bosch sin ‘Connected Repair', permite un ahorro de tiempo de hasta 10 minutos por vehículo en el taller. Los informes de prueba, los comentarios y las imágenes se guardan directamente en la tarjeta de trabajo digital y se pueden recuperar en cualquier momento.

Bosch Automotive Aftermarket también está trabajando en el desarrollo de nuevas soluciones de software para el taller. Así, la nueva versión del software ESI[tronic] 2.0 permite a los talleres, por ejemplo, optimizar los procedimientos de reparación y diagnosis, acortar el tiempo requerido para cada vehículo y realizar actualizaciones continuas online. Además, se puede usar tanto online como offline.

En una base de datos de Bosch, hay almacenados más de 750.000 casos de uso real recogidos en la vida cotidiana del taller. Una vez que se reconoce un error conocido en el momento del diagnóstico, se recomienda automáticamente una solución de reparación recabada por expertos de Bosch, que otros usuarios ya han evaluado como una buena solución. Gracias a tiempos de carga optimizados, la versión 2.0 proporciona más rápidamente la información buscada. Incluso en regiones con un bajo ancho de banda de internet, ESI[tronic] 2.0 Online se puede utilizar cómodamente. Todos los suscriptores actuales pueden disfrutar del nuevo ESI[tronic] 2.0 Online de forma gratuita como una actualización más.

El ESI[tronic] es también el punto fuerte del nuevo equipo de diagnosis compacto KTS 250 que Bosch presenta, por primera vez, en Automechanika. Es adecuado para talleres pequeños o como un dispositivo móvil adicional en talleres más grandes. El uso es muy sencillo, gracias a la interfaz de usuario intuitiva basada en Android. El KTS 250 ofrece una cobertura integral para turismos de unas 150 marcas de automóviles. Es garantía de futuro debido a su interfaz Ethernet DoIP ya integrada, e incluye una identificación automática del vehículo respaldada por una base de datos VIN de primera clase.

Cada vez más vehículos están equipados con sistemas de asistencia al conductor. Bosch ha desarrollado soluciones de hardware y software adecuadas en caso de que un sensor de video necesite ser calibrado después de cambiar el parabrisas. Utilizando el sistema de calibración ADAS de Bosch para sistemas avanzados de asistencia al conductor, las tareas requeridas en los sensores de radar y video se pueden realizar de forma rápida y precisa. El software ESI[tronic] controla los procedimientos de calibración y los ajustes específicos del vehículo. El sistema de calibración ADAS es otro ejemplo de cómo es posible controlar, montar y dar servicio de manera eficiente a sistemas avanzados utilizando soluciones innovadoras.

Bosch abre también nuevos caminos con respecto a la aplicación de Realidad Aumentada (AR) para la formación de los técnicos de los talleres. Por este proyecto, Bosch ha sido honrado con el Premio Automechanika a la Innovación 2018 por la feria de Frankfurt. Como pionero, Bosch esbozó, por primera vez en 2014, la visión de un taller conectado que muestra las ventajas de la AR. Los beneficios específicos de esta tecnología se han mostrado en un estudio de campo llevado a cabo en los talleres Bosch Car Service. El resultado ha demostrado que, al usar aplicaciones de Realidad Aumentada, es posible ahorrar un 15 por ciento de promedio el tiempo en cada paso, incluso en vehículos comunes y tareas de reparación poco complejas.