CAF, constructor de equipos ferroviarios de Beasain (Guipúzcoa), ha activado su estrategia de diversificación con la compra de Solaris, un fabricante polaco de autobuses urbanos y eléctricos, con el fin de estar en los primeros puestos de la industria de suministros a la movilidad urbana.

CAF, que ya cuenta con una división de tranvías urbanos, ha pagado unos 300 millones por el 100% de las acciones de Solaris, importe que incluye la asunción de deuda. CAF recurrirá a la financiación externa para afrontar esta inversión, informa Cinco Días.

Solaris, que opera en 32 países, factura 450 millones y cuenta con dos plantas en Polonia. La operación está pendiente de aprobación de las autoridades de competencia de Alemania y Polonia. Con la aportación de su nueva participada, la facturación consolidada de CAF rondará este año los 2.000 millones de euros, tras crecimientos previstos del negocio de dos dígitos.