“No es una opción, es prácticamente obligatorio. Si España quiere estar fabricando vehículos eléctricos en los próximos años tendrá que tener fábricas de baterías", ha declarado Raúl Blanco, secretario general de Industria y de la Pyme, en una entrevista concedida a Europa Press y recogida por Faconauto.

Blanco también ha señalado que, en caso de que España no cuente en el futuro con factorías dedicadas a la fabricación de baterías para coches eléctricos, “tendrá un dependencia absoluta” de una pieza que va a ser fundamental en una de las tecnologías existentes en el mercado.

Igualmente, el responsable explica que la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, hizo esta misma labor en los diferentes viajes internacionales que ha realizado, además de subrayar que desde el Departamento se trabaja conjuntamente con productores de vehículos y componentes porque son los que “mejor conocen el sector”.

“También estamos trabajando en óptica europea”, añade Raúl Blanco, para añadir, en este sentido, que España se va a sumar con intensidad durante el próximo año a proyectos como la alianza europea de las baterías.