Cromax acaba de lanzar una nueva imprimación-aparejo 2K polivalente de baja emisión en dos intensidades: NS2602 (gris muy claro) y NS2607 (negro). Se han diseñado para agilizar los tiempos de reparación e incrementar el rendimiento del taller.

 

Esta novedad resulta muy fácil de aplicar y en su versión húmedo sobre húmedo se puede recubrir tras diez minutos de evaporación, ofreciendo un acabado final perfecto.
Estas dos versiones gris muy claro (NS2602) y negro (NS2607) forman parte del sistema ValueShade. Este sistema, desarrollado por Cromax, proporciona el fondo óptimo para cada acabado.

La NS2602 y la NS2607 se pueden mezclar entre sí creando intensidades de gris que se ajustan a los diferentes colores del acabado en una combinación perfecta, se reduce así el consumo de pintura y se ahorra tiempo, obteniendo una mayor productividad y rentabilidad del taller.

Para Emilio Santomé, Product Manager de Cromax en España, la imprimación-aparejo polivalente NS2602 y NS2607 brinda un amplio abanico de posibilidades de aplicación, ya que, además de aportar protección anticorrosiva a la reparación, se puede aplicar directamente sobre diferentes metales desnudos como aluminio, zinc o acero, así como sobre cataforesis sin lijar y añadiendo el aditivo AZ9600 también sobre todos los plásticos del exterior del vehículo.

"Está disponible en versión lijable o húmedo sobre húmedo y se puede recubrir con todos los acabados de la marca Cromax. En definitiva, es la llave para obtener una todavía mayor rentabilidad en la sección de pintura, ya que podrá aplicar y secar imprimación-aparejo, color y barniz en un total de tan solo 30 minutos, siempre con un acabado excelente", agrega a continuación.