Glasurit ha instalado una máquina de mezclas automática Daisy Wheel en las instalaciones de Pinturas Principado, distribuidor oficial de la marca en Asturias. La Daisy Wheel, desarrollada por la compañía francesa Fillon Technologies, ofrece una mayor precisión en la fabricación de colores “listo al uso”, reduciendo el consumo y la generación de residuos.

Daisy Wheel se basa en cuatro principios básicos: compactibilidad, conservación óptima, almacenamiento y precisión. A través de dicha precisión en la dosificación ( /- 0,05 g), la preparación del color es mucho más limpia, limitando así los riesgos para el medio ambiente y la salud del usuario.

Esta máquina contiene el equivalente a una de mezcla convencional, pero con envases de 0,5 y 1 L, que, combinados con una rotación secuencial de cuatro rotaciones por hora, supone la solución para obtener la cantidad exacta para cualquier tipo de reparación.

“El haber colocado esta primera máquina en Pinturas Principado, nos permite ofrecer a nuestros clientes la oportunidad de comprar pequeñas cantidades que, de otro modo, son difíciles de producir”, aseguran desde Glasurit, que también pretende dar la oportunidad al mercado de conocer la tecnología de dosificación automática de Fillon Technologies, que reduce el tiempo total de proceso de pintura y los costes de personal para la preparación de la mezcla. “Esperamos en el futuro próximo presentar esta solución tan innovadora a todos nuestros clientes”.

Con esta acción, Glasurit, una vez más, camina en línea a su estrategia de innovación al ser pionero en la implantación de este sistema por primera vez en España.