Solera Talent cifra en 60 euros de media por reparación el coste de una incorrecta eliminación de la constante de pintura. Una pérdida que puede llegar a los 100 euros en el caso de pinturas perladas.

Solera recuerda que la constante de pintura es todo aquello que se utiliza para la preparación de pintura, como el tiempo de preparación del color y el material para el muestreo. Si bien no varía en función de la superficie, sí lo hace según el material sobre el que hay que trabajar, como plásticos y chapa.

Por tanto, el experto destaca que ha de eliminarse la constante de pintura cuando estén afectadas varias partes en un mismo vehículo. En cambio, sí debe aplicarse cuando afecta a distintos materiales que influyen en la preparación de la pintura.

A través de vídeos formativos de corta duración, Solera muestra a los talleres temas de interés en los que tener conocimiento y tecnología son fundamentales para una mayor eficiencia en los procesos de reparación.

Esta iniciativa se enmarca en Solera Talent orientada a ayudar a los profesionales de los talleres a mejorar su capacitación profesional, a gestionar y liderar un negocio y a incorporar la tecnología como parte de su cadena de valor, acompañándolos así en su proceso de digitalización.