En enero de 2019, el mercado europeo de turismos ha visto un comienzo de año lento en cuanto a las matriculaciones, registrando una disminución del 4,6% con respecto a hace un año. Sin embargo, con cerca de 1,2 millones de unidades, esto representa el segundo mayor volumen de enero en registradas desde 2009, según datos de ACEA.

La demanda de vehículos nuevos cayó en casi toda la Unión Europea, incluyendo los cinco principales mercados. España e Italia registraron los descensos más fuertes (-8% y -7,5%, respectivamente), mientras que los porcentajes de caída fueron más modestos en el Reino Unido (-1,6%), Alemania (-1,4%) y Francia (-1,1%).