El Toyota Research Institute (TRI) emprenderá una colaboración con centros investigadores, universidades y empresas para avanzar en el campo de la ciencia de materiales, con una inversión aproximada de 35 millones de dólares (32,86 millones de euros) durante los cuatro próximos años. Se ejecutarán diferentes líneas de investigación que se valgan de la inteligencia artificial para ayudar a acelerar el diseño y descubrimiento de nuevos materiales para baterías y catalizadores de pilas de combustible que puedan impulsar los vehículos del futuro, sin emisiones y con un balance neutro de carbono.

La investigación combinará modelado de materiales computacional avanzado, nuevas fuentes de datos experimentales, aprendizaje automático e inteligencia artificial en un intento de reducir el tiempo necesario para desarrollar nuevos materiales, que históricamente se medía en décadas. Los programas de investigación seguirán caminos paralelos, para identificar nuevos materiales para su uso en futuros sistemas energéticos, así como de fomentar herramientas y procesos que puedan acelerar el diseño y el desarrollo de nuevos materiales con mayor alcance.

Para respaldar esos objetivos, el TRI colaborará en los proyectos centrados en los siguientes ámbitos: el desarrollo de nuevos modelos y materiales para baterías y pilas de combustible; programas más extensos para explorar nuevos usos del aprendizaje automático, la inteligencia artificial y la informática de materiales para el diseño y desarrollo de nuevos materiales; así como nuevos sistemas automatizados de descubrimiento de materiales que integren simulación, aprendizaje automático, inteligencia artificial y/o robótica.