Carsmarobe va a vivir un 2015 lleno de grandes novedades, como es el caso de la asistencia técnica telefónica - uno de sus grandes pilares -, que se actualiza sumando nuevas formas de consulta con el principal objetivo de esta herramienta siga ahorrando tiempo a los talleres y facilitando su labor.

 

De esta forma, a partir de ahora los clientes podrán ofrecer a sus usuarios un valor añadido que completa una asistencia técnica de alta calidad. El buzón de voz y la asistencia virtual, las dos grandes novedades, "harán que solucionar dudas nunca haya sido tan sencillo".

Para cubrir el servicio de buzón de voz la compañía cuenta con dos nuevos técnicos especialistas en la gestión de información técnica que garantizan un alto nivel de atención. Si en el tercer tono, principalmente en horas punta, unos de los 18 técnicos no pudiera contestar la llamada, sin esperas el mecánico podrá efectuar su consulta,que será atendida en plazo máximo de 15 minutos.

El personal técnico dedicado íntegramente a atender el buzón proporcionará una respuesta y enviará inmediatamente la documentación necesaria al cliente. Además, por si fuera necesario aclarar alguna duda, el técnico llamaría inmediatamente al taller.

Por otra parte, el servicio de asistencia virtual está recomendado para la solicitud de información técnica y averías de poca complejidad. A través de él, el mecánico podrá pedir los datos que necesite rápidamente mediante un sencillo formulario web.

Seguidamente, en un breve espacio de tiempo un técnico remitirá toda la información necesaria para efectuar la reparación o, en caso de ser necesario, efectuará una llamada para resolver la incidencia.