Los coches deportivos se construyen para un estilo de conducción dinámica y en ella, sin duda, tanto los vehículos como sus componentes tienen que soportar cargas muy especiales.

 

Wulf Gaertner Autoparts AG ofrece por ello a sus clientes un surtido completo de piezas Meyle para el chasis y la dirección de los modelos 911, Boxster y Cayman. Los altos estándares de calidad protegen a las piezas de foma especial contra un desgaste prematuro.

Todo desnivel del suelo provoca oscilaciones y vibraciones que someten a los componentes del chasis a una carga muy grande, un efecto que es amplificado especialmente a velocidades altas.

Por ejemplo, en los coches deportivos Porsche la causa más frecuente de una reparación son defectos de las articulaciones axiales, de los estabilizadores o de los brazos de dirección.

Tengamos presente que en vehículos con motor de alta potencia y chasis desarrollados hasta en el último detalle estos componentes son importantísimos para la seguridad y el confort de marcha.

Para que los talleres tengan siempre a mano las piezas correctas para los clientes de Porsche, existe ahora un amplio surtido Meyle para modelos populares del fabricante alemán. Así, a partir de ahora hay en almacenes, disponibles de inmediato para una reparación, brazos de dirección, suspensión de ruedas, estabilizadores, rótulas de barra de acoplamiento, barras de acoplamiento y cojinetes axiales para los Porsche 911, Boxster y Cayman.