Movelco ha entregado en Palma de Mallorca seis unidades Smart EQ ForTwo, 100% eléctricos, a los responsables de la Consejería de Educación del Gobierno de Baleares, y que se destinarán a otros tantos institutos del archipiélago: el IEA Juniper Serra (Palma de Mallorca), el IES Manacor (Manacor), el IES Pau Cassesnoves (Inca), el IES Son Pacs (Son Sardina), el IES Maria Angels Cardona (Ciutdadella) y el IES Isidor Macabich (Elvissa).

Además, dentro del mismo concurso público, en una segunda fase, Movelco suministrará igualmente a la Consejería una furgoneta Nissan eNV200, también 100% eléctrica, que será entregada en los próximos días.

Los alumnos de Formación Profesional que cursan Electromecánica de Vehículos Automóviles podrán, de esta forma, conocer de cerca el funcionamiento de los coches eléctricos, de modo que cuando finalicen sus estudios y accedan al mercado laboral, estarán familiarizados con sus características y podrán atender los vehículos de cero emisiones que entren en el taller.

Esta iniciativa del Gobieno Balear, con el que Movelco ya ha colaborado en otras dos ocasiones, se enmarca dentro de sus políticas para fomentar la movilidad sostenible en las islas, destacando la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, cuyo proyecto de ley fue aprobado el pasado mes de agosto de 2018. Entre otras cuestiones, la nueva normativa impedirá matricular vehículos diésel a partir de 2025 en Baleares, prohibición que se extenderá a los de gasolina en 2035. Además, a partir de 2020, todas las empresas de vehículos de alquiler que trabajen en las islas deberán tener un mínimo de un 2% de coches eléctricos, porcentaje que irá aumentando anualmente, hasta alcanzar el 100% en 2030.

Igualmente, el Gobierno Balear ha anunciado cuatro convocatorias de ayudas a la instalación de puntos de recarga, con las que pretende alcanzar los mil en un plazo de cuatro años. Desde Movelco, que además cuenta con delegación en Palma de Mallorca, ofrecen también sus puntos de recarga “llave en mano” a todas las empresas, instituciones y particulares de Baleares que deseen instalarlos, ya que la empresa se ocupa desde el estudio de la solución más adecuada, la elaboración del proyecto, la propia tramitación de las ayudas, la instalación del punto o puntos de recarga, e incluso, si se desea, la gestión del cobro (por ejemplo, para las estaciones de servicio).