Seat inauguró recientemente en Olías del Rey (Toledo) el primer concesionario de España que incorpora en su diseño, estructura y estética la nueva identidad corporativa de la marca.

 

Este concesionario dispone de una superficie de 1.550 m2 y ofrece tanto vehículos nuevos como de ocasión, además de otros servicios como mecánica y carrocería, servicio de chapa y pintura o correduría de seguros.

La marca, integrada en el grupo alemán Volkswagen, tiene su sede central en Martorell (Barcelona), donde diseña y fabrica los modelos de más éxito de la firma, véase el Ibiza o el León.

La compañía alcanzó el pasado año un volumen de negocio de casi 7.500 millones de euros, la cifra más alta de su historia, y unas ventas de 390.500 vehículos en todo el mundo.