Michelin es socio técnico de Porsche en el programa Endurance 2014 del constructor alemán, en una asociación que se extiende de la pista a la carretera.

El grupo francés ha participado en el desarrollo del nuevo Porsche 919 Hybrid, que equipa neumáticos Michelin especialmente desarrollados para este prototipo LMP1.

Según lo establecido en el reglamento deportivo del Campeonato del Mundo FIA Endurance y en el de las 24 Horas de Le Mans 2014, estas cubiertas se presentan en la dimensión 31/71-18, tanto el trasero como el delantero.

Creados para todos sus socios LMP1 en un simulador, los neumáticos Michelin Endurance del Porsche 919 Hybrid han mejorado durante las sesiones de ensayo realizadas conjuntamente entre los dos equipos técnicos, considera Pascal Couasnon, director de Michelin Motorsport.

"Michelin ha prestado apoyo a Porsche durante el desarrollo del nuevo 919 Hybrid, poniendo a su disposición toda nuestra experiencia en Endurance. El intercambio de información entre los técnicos de Porsche y Michelin ha hecho posible lograr la mejor sinergia posible entre nuestros neumáticos y su prototipo", apunta.

Los neumáticos tienen un papel primordial tanto en las prestaciones como en la gestión de la cantidad de energía asignada a los participantes por el reglamento del FIA WEC 2014.

La eficiencia energética de los prototipos LMP1 se basa, entre otras cosas, en dos parámetros fundamentales: su peso y su resistencia aerodinámica, factores sobre los que el neumático tiene un impacto considerable.

En términos de prestaciones, los neumáticos favorecen activamente la eficiencia del coche para un trabajo conjunto con la suspensión. Deben soportar el peso del neumático, así como enormes cargas aerodinámicas, que pueden suponer el triple del peso del coche.

Los neumáticos Michelin Endurance 2014 para los prototipos LMP1 son un 15% más estrechos que las anteriores generaciones (entre 5 y 6 centímetros de ancho). Asimismo, se benefician tanto de una reducción de la masa (8 kilogramos en el juego de cuatro neumáticos) como de la resistencia aerodinámica. Se trata de ventajas que se han obtenido sin pérdida de prestaciones ni de duración del neumático.