Esta mañana ha fallecido nuestro amigo Paco Aznar Payá, Personaje de la Posventa. Personaje con mayúscula, Personaje mucho más allá de nuestros premios, Personaje por su humanidad, por su disponibilidad, por su cercanía, por su simpatía. Personaje querido, de los que deja huella en quienes hemos tenido la fortuna de conocerle. Amigo que deja memoria en todo nuestro equipo.

Amigo entrañable de Antonio Conde, fundador de nuestra revista Talleres en Comunicación. Amigo de quienes escribimos estas líneas, Juanjo Cortezón y Miguel Ángel Jimeno, profundamente conmovidos con el vivo recuerdo de quien siempre nos animó en cada nuevo reto que emprendimos. Amigo de muchos de vosotros, lectores de nuestros medios, que le vais -le vamos- a echar de menos.

Paco Aznar Payá ha sido vicepresidente de Ancera; presidente de Aeaca, la asociación de los representantes; presidente durante más de treinta años y fundador de la asociación de automoción y recambios de Alicante. Con 14 años comenzó a trabajar como electromecánico en un taller, montó su propio taller y en 1969 comenzó a vender recambios para Frenos Lockheed. Entonces ya trabajaba de la mano con su mujer, Trini, que siempre ha colaborado con él; “no ha dejado de trabajar ningún día, incluyendo los días de Navidad” nos decía de ella Paco en la entrevista que le hicimos hace una par de años.

Desde aquí queremos trasmitirles nuestro cariño a Trini, a su hijo Paco -que ha dado continuidad a la ingente labor de su padre-, a su hija María Elena y a toda la familia de la posventa que pierde a uno de los grandes.

El funeral tendrá lugar en Alicante, en el tanatorio de “La Siempreviva”, mañana martes 19 de diciembre a las 17:45. Descansa en paz, amigo.