Los defectos técnicos graves en alumbrado y señalización son la principal causa de rechazo de los vehículos que se someten a la ITV. En el año 2015, el 25% del total de fallos técnicos graves detectados en primera inspección se dio en este apartado, especialmente frecuentes en motocicletas, con un 32% del total, turismos (25%) y vehículos agrícolas (40%).

La detección y reparación de estos defectos graves habrían evitado un importante número de accidentes o situaciones de peligro, según destacan desde Aeca-ITV. Según las estadísticas de la DGT, durante el mes de diciembre de 2015 se produjeron un total de 7.944 accidentes de tráfico con víctimas, de los que 4.497 (56,6% del total) se dieron durante el día; 565 (7,2%) fueron en el amanecer o en el atardecer; 2.069 (26%) se produjeron durante la noche en vías que contaban con iluminación artificial; y 813 accidentes (10,2%) fueron durante la noche en vías donde el conductor no contaba con más iluminación que la que le proporcionaba su propio vehículo. En total, un 43,4% de los accidentes en diciembre se produjo en momentos del día con baja o nula iluminación solar.

Pero las estadísticas de fallecidos en accidentes de tráfico arrojan datos más graves. Si durante el conjunto del año casi el 40% se producen en el periodo comprendido entre el crepúsculo y el amanecer, en el último mes del año ese porcentaje crece significativamente.

En diciembre de 2015, la DGT indica que los accidentes de tráfico se cobraron 146 víctimas mortales, de las que 72 (49,3%) fueron por accidentes durante el día; 9 (6,2%) en accidentes durante el crepúsculo y el alba; 18 (12,3%) en carreteras iluminadas con luz artificial y 47 (32,2%) en carreteras sin iluminación artificial. En total, el 50,7% de los fallecidos se dio en accidentes en momentos del día con baja visibilidad y donde el alumbrado y señalización son cruciales para la seguridad del conductor.