El fabricante alemán de herramientas Festool ha trasladado sus oficinas centrales a Cornellá de Llobregat, Barcelona. La inauguración contó con la presencia de la propietaria e hija del fundador de la empresa, Gerda Maier-Stoll. Las nuevas instalaciones están diseñadas para satisfacer las necesidades que han surgido en los últimos años, producto del desarrollo positivo que ha tenido la empresa en el país. Por ese motivo están ubicadas en uno de los mejores centros de trabajo de Barcelona, en una localización clave y accesible.

“Queremos contribuir aún más, si cabe, a lograr los tres objetivos primordiales de nuestra empresa: compromiso, calidad y servicio al cliente”, puntualiza el director general de Festool en España, Alejandro Blanco. El edificio, además de albergar las oficinas de la marca, cuenta con el servicio postventa y con un moderno centro de formación, para ofrecer asesoramiento sobre sus productos a los clientes.