El amortiguador de energía que llevan los Toyota Hilux está montado en el interior del paragolpes delantero para absorber el impacto que recibe el peatón durante un accidente. Durante el ensamblaje del vehículo, cabe la posibilidad de que algunas unidades no se les haya instalado correctamente este componente, informa una Red de Alerta (Nº: CCAA-39/2017) de Aecosan.

La empresa Toyota España ha comunicado a las autoridades de Consumo de la Comunidad de Madrid el problema del vehículo y las medidas que voluntariamente ha adoptado, consistentes en contactar con los propietarios de los vehículos afectados para revisarlos y, en su caso, instalar el amortiguador.