Los automóviles generan unos ingresos de 375.000 millones de euros a través de impuestos en los países miembros de la Unión Europea, según se recoge en la Guía de Bolsillo de la Asociación de Constructores Europeos de Automóviles (Acea), editada con motivo de la celebración del Salón IAA de Hanover.


La edición de 2012 de este documento recoge diferentes datos sobre la industria europea del automóvil, entre los que se encuentran la mejora de la eficiencia de la producción de automóviles y camiones, así como los avances realizados por los fabricantes a la hora de reducir el impacto medioambiental de sus actividades, recortando el uso de agua, de energía y las emisiones de dióxido de carbono.
Este informe indica que la fabricación de vehículos en Europa requiere en la actualidad una quinta parte menos de agua que en 2005, mientras que la utilización de energía ha caído un 3,4% y las emisiones de CO2 han bajado cerca de un 10%.
Igualmente, el volumen total de basura generado por las actividades industriales de los fabricantes de automóviles en Europa se ha reducido un 4,7% en comparación con los datos contabilizados en 2005.
La industria del automóvil da empleo a 11,6 millones de personas en Europa de forma directa e indirecta en la Unión Europea y los miembros de Acea invierten 26.000 millones de euros en actividades de I D cada año. Los miembros de la patronal Acea poseen 177 fábricas de producción de vehículos, que están situadas en 16 países de la Unión Europea.