Los primeros autobuses sin conductor que funcionan como servicio de transporte en España han empezado a rodar dentro del Parque Tecnológico de San Sebastián, donde tres vehículos eléctricos inteligentes, con diez plazas cada uno, sortean una sencilla ruta a una velocidad media de doce kilómetros por hora.

Estos pequeños autocares automatizados circularán durante los próximos tres meses en el marco de una experiencia piloto europea, que ha sido ya probada con éxito en otras seis ciudades europeas.