Krafft lanza al mercado una nueva gama de fluidos ATF (Fluidos de Transmisión Automáticas) destinada a satisfacer las necesidades de lubricación de las nuevas cajas de cambio automáticas de vehículos ligeros y comerciales, en la búsqueda de una mayor reducción en el consumo de combustible y mejora del confort de la conducción.

La gama se compone de los siguientes productos: ATF Dexron II (Dexron II), ATF Dexron III (Dexron III-G), ATF Multivehículo (Dexron III-H), ATF Dexron VI Toyota WS (Dexron VI Toyota WS), ATF CVT (transmisión continuamente variable), ATF DCT-DSG (transmisión de Doble Embrague) y ATF 7 Spedd 236.14 (vehículos que requieran de especificación MB-Approval 236.14).

La nueva gama de fluidos ATF de Krafft está compuesta por fluidos lubricantes de alta tecnología y calidad que cumplen con las especificaciones de los fabricantes de dichas cajas de cambio automáticas. Su naturaleza sintética les aporta una mejor estabilidad térmica en frío y en condiciones de elevada exigencia (arranque en frío, ciudad y autopista).

Asimismo, las propiedades lubricantes y contra el desgaste permiten un ahorro de combustible y una operación silenciosa con cambios suaves en todo tipo de condiciones (tráfico urbano, carretera abierta) y, por consiguiente, una durabilidad superior. Los nuevos fluidos ATF de Krafft también poseen una aditivación específica contra la oxidación y la corrosión que asegura una mayor duración del fluido, previniendo la formación de depósitos que comprometen su funcionamiento.