Fedeme y la Asociación Provincial de Talleres de Reparación de Automóviles de Sevilla mantuvieron, el pasado 6 de junio, una reunión con los representantes del Grupo Parlamentario del PP de Andalucía, Juan Bueno y Teresa Ruiz-Sillero, para solicitar su apoyo en una propuesta sobre actuaciones de la Inspección Técnica de Vehículos contra la clandestinidad en los talleres de reparación.

Por parte de la Federación participaron el director gerente, Carlos, Jacinto, y el responsable de Asesoría Técnica, Antonio Catalán, mientras que por parte de la Asociación de Talleres estuvieron presentes el presidente, Francisco Sánchez, y el vicepresidente Rafael Masero. Todos ellos trasladaron a los representantes del PP su propuesta de exigir una factura de un taller debidamente registrado cuando un vehículo deba pasar la ITV por segunda vez tras un informe desfavorable por defecto grave, para lo cual el usuario dispone, por lo general, de unos dos meses, aunque el plazo depende de cada Comunidad Autónoma.

Se trata de una práctica que se lleva a cabo en la Comunidad Autónoma de Canarias desde 1998 (Resolución 259 de 12 de enero de 1998) y es una reivindicación que, desde hace cuatro años, lleva planteando la Asociación Provincial de Talleres para luchar contra la clandestinidad, que tiene un gran impacto negativo en la economía regional. Desde la entidad sevillana se solicita que sean combatidos “de forma firme” desde los distintos Organismos y Administraciones competentes.

Esta reivindicación ha sido ya planteada por parte de la Asociación y Fedeme a la Dirección General de Industria en varias ocasiones, “pero no ha recibido una respuesta positiva”, aseguran sus responsables. Tras la reunión, el Grupo Parlamentario del PP se ha comprometido a redactar un borrador de una proposición de ley para incluir esta propuesta.

Esta medida sería una acción complementaria a la campaña “Cerco al ilegal” que en 2012 puso en marcha la Asociación Provincial de Talleres y que, desde entonces, ha propiciado la presentación de más de 300 denuncias.