Como proveedor único de neumáticos y asociado técnico de McLaren, Pirelli ha sido el responsable de desarrollar dos versiones personalizadas del P Zero y del P Zero Corsa para el nuevo MP4-12C, para uso en carretera y pista respectivamente. El rendimiento de este neumático "personalizado" se puso a prueba la semana pasada en el circuito de Ascari, cerca de Ronda (España), durante la presentación del nuevo superdeportivo.

Los neumáticos P Zero del McLaren son el resultado de una estrecha colaboración entre los investigadores de Pirelli y los ingenieros de McLaren, con el doble objetivo de aprovechar toda la potencia del nuevo vehículo y, al mismo tiempo, garantizar un total control. El núcleo del proyecto es la integración completa del diseño del neumático con la arquitectura de construcción del MP4-12C, así como de su tecnología electrónica, con el fin de convertir los neumáticos P Zero en un componente fundamental del coche.
La perfecta armonía entre el coche y el neumático garantiza el placer de conducción y la precisión e inmediatez de respuesta, así como una reacción instantánea a los cambios en las cargas aerodinámicas y en la configuración, sin importar cuáles sean las condiciones de uso.
El trabajo de desarrollo de Pirelli con los neumáticos McLaren se ha focalizado en la estructura y el compuesto. El objetivo de la estructura del neumático era asegurar la flexibilidad y el agarre, mientras que, al mismo tiempo, se garantizaba la suficiente rigidez para hacer frente a las elevadas cargas aerodinámicas. Con el fin de asegurar esta versatilidad, la estructura de los neumáticos delantero y trasero ha sido desarrollada individualmente para responder a las diferentes exigencias que se les solicita. Por esta razón los neumáticos delanteros tienen un perfil redondeado, mientras que los traseros son más cuadrados.