La Federación Española de Empresarios Profesionales de Automoción (Conepa) ha puesto en marcha una campaña informativa para llegar a los profesionales de la reparación e informar de los requisitos técnicos y administrativos necesarios para legalizar el montaje de luces diurnas en los vehículos que no salieron con ellas de fábrica.

Tras detectar un aumento de consultas y dudas relacionadas con estas operaciones, el Área Técnica de Conepa ha redactado un documento en el que se recuerda que la instalación de estos dispositivos está considerada como reforma de importancia, lo que requiere el obligado paso por la ITV para homologar la instalación.

Para ello, además, el dispositivo de iluminación tiene que estar homologado, y se ha de presentar el informe de conformidad del fabricante y el certificado de taller.

La presencia de las luces diurnas es obligatoria para la homologación de los vehículos de la categoría M1 y N1 desde febrero de 2011, y desde agosto de 2012 también para el resto. Los coches matriculados con anterioridad a las fechas mencionadas pueden montarlas opcionalmente.