General Motors Europa, en el marco de la anunciada producción del Opel Mokka en la planta de GM en Figueruelas (Zaragoza), encargó recientemente a la filial española de Mann Hummel, ubicada en la capital aragonesa, la fabricación de filtros de aire de todos los motores de este modelo de coche.

Mann Hummel Ibérica es proveedor de la mayoría de filtros de aire utilizados por GM para los vehículos producidos en su planta española desde 1982. Por tanto, esta nueva adjudicación de GM a Mann Hummel confirma una relación empresarial exitosa, duradera y de confianza.

Estos filtros de aire proporcionarán un flujo suave de aire limpio al motor, contribuyendo a reducir el consumo de combustible y las emisiones de gas y, al mismo tiempo, a aumentar las prestaciones del vehículo y a proteger del desgaste los mecanismos del motor.  El suministro comenzará en el verano de 2014.

Remarcar que Mann Hummel Ibérica provee sistemas de admisión de aire y piezas de plástico de la unidad de control del motor a muchos fabricantes de automóviles diferentes, además de elementos de filtros de aire, aceite y combustible para los mercados de la automoción e industrial. Establecida en Zaragoza desde 1964, cuenta actualmente con más de 650 trabajadores.

Calidad, servicio e innovación convierten al Grupo Mann Hummel en un distinguido socio de desarrollo y un proveedor de equipos originales para la industria internacional de la automoción y de ingeniería mecánica. Con una clara visión del "liderazgo en el filtración", dispone de alrededor de 14.575 empleados en más de 50 plantas en todo el mundo.