En 1929 se celebró la primera edición del Concurso de Elegancia de Villa d’Este, cuyo ganador fue un Isotta Fraschini Tipo 8A calzado con neumáticos Pirelli Cord Superflex. En 2019, la firma de la P lunga regresa a las orillas del Lago Como como partner oficial del evento más prestigioso de Europa para vehículos clásicos, además de equipar a algunos de los modelos más deseados que participarán en el certamen. Entre los puntos de exhibición, Pirelli mostrará algunos automóviles que han marcado la historia calzados con su gama de neumáticos Collezione.

Villa d’Este se ha transformado con el paso de las décadas sin alterar lo más mínimo la pasión por el automóvil, la elegancia y la competición, a los que se une un nuevo interés por la restauración. Pirelli comparte estos intereses de diversos modos. Uno de ellos es la Fundación Pirelli, que preserva documentos, especificaciones técnicas y otros elementos que resumen un siglo y medio de historia. Pero la mejor manera de expresarlo es la amplia gama de Pirelli Collezione, mostrada para la ocasión en Villa d’Este, que componen neumáticos que combinan un look vintage con la tecnología más moderna.

Pirelli Collezione, que permite equipar a automóviles fabricados entre los años 30 hasta los primeros años del siglo XXI, nació con el objetivo de mantener a los coches clásicos en la carretera a partir de la creación de unos neumáticos con un propósito dual: preservar tanto su look como su dinámica de conducción de origen, por un lado, pero añadir, además, un extra de eficiencia y seguridad en comparación con las cubiertas de su periodo, y que consienten los procesos tecnológicos y de producción actuales.

La gama comienza con el Stella Bianca, lanzado originalmente en 1927, seguido del Stelvio, que regresó en 2018 como equipamiento exclusivo para el Ferrari 250 GTO, el vehículo más caro del mundo. También forman parte de la misma los siguientes productos: CA67 (1955), CN72 (1964), CN36 (1968), CN12 (1968), Cinturato P7 (1974), P5 (1977), P Zero (1984) y P700-Z (1988). A lo largo del proceso de desarrollo de estas gomas reinventadas, los ingenieros de Pirelli han utilizado los mismos parámetros del vehículo que los diseñadores originales tenían a su disposición.

Con ello, se crean unos neumáticos que trabajan de un modo más eficiente en comunión con la mecánica y la configuración de suspensión originales, a la vez que se aprovecha la última tecnología del neumático. Para crear estas cubiertas han sido esenciales las imágenes proporcionadas por la Fundación Pirelli. Las técnicas utilizadas para fabricarlas son similares a las empleadas en la producción de gomas motorsport en una factoría especializada situada en Izmit (Turquía).

Los aficionados encontrarán estas cubiertas especializadas en talleres de todo el mundo, además de las 'flagship stores' de Pirelli, las P Zero World de Los Ángeles, Munich, Mónaco, Dubai y, pronto, Melbourne

La presencia de Pirelli en el Concurso de Elegancia de Villa d’Este también relata la estrecha relación entre la firma italiana y los fabricantes de automóviles con el paso de los años. El programa de desarrollo compartido entre los ingenieros responsables del vehículo y los neumáticos permite la formulación del mejor producto final, complementando las características del coche y maximizando la seguridad. Así es como nacen las cubiertas con marcaje, que se distinguen del resto por símbolos específicos en el flanco que identifican a los fabricantes del coche.

La metodología, que se asocia a los automóviles modernos, se aplica ahora a los clásicos por petición estricta de sus marcas constructoras, por ejemplo, Audi, con las gomas P700-Z para el Sport Quattro; Jaguar, con un P Zero específico para el XJ220; Lamborghini, que preguntó por los CN12 para el Miura; y Ferrari, que dio a los Stelvio una segunda juventud en exclusiva para el 250 GTO. La última iniciativa enmarcada en esta estrategia son los P-700 Z de 16 pulgadas del BMW Z1, exhibidos en Villa d’Este. Actualmente, la gama Pirelli Collezione abarca 34 medidas (sólo cuatro de las cuales no cuentan con marcaje) a las que se unen otras ocho en fase de desarrollo.