Goodyear ofrece a sus clientes un nuevo neumático de ultra altas prestaciones, el Eagle F1 Asymmetric 3, que proporciona una menor distancia de frenado en superficies secas y mojadas para ayudar a los conductores a mantener el control y a disfrutar del viaje.

De hecho, los primeros puestos en pruebas de neumáticos obtenidos por la gama Eagle ??" con unas excelentes prestaciones de frenado, respuesta y control, tanto en seco como en condiciones de lluvia -, así como su reconocido historial como equipamiento original lo convierten en la mejor opción premium de Goodyear.

El segmento de neumáticos de ultra altas prestaciones, sin duda, está experimentando un claro crecimiento, y esperan que continúe esta tendencia con una tasa de crecimiento anual de más del 3% entre 2015 y 2020. Se vaticina que el mercado experimente en este periodo un crecimiento de más de nueve mil unidades.

La principal razón de fondo es el crecimiento del parque de vehículos en los segmentos C, D y E (automóviles de gama media, berlinas grandes y coches de lujo) que, cada vez con más frecuencia, se equipan con neumáticos de ultra altas prestaciones.

El Eagle F1 Asymmetric 3 de Goodyear redefine las prestaciones de los neumáticos para berlinas potentes y coches deportivos, así como las expectativas de sus conductores. Se han realizado esfuerzos significativos para optimizar el neumático y dotarlo de un rendimiento y un nivel de seguridad extraordinarios.

El desarrollo del neumático ha requerido más de 36.000 horas de trabajo de ingeniería, durante las que se realizaron más de 5.000 pruebas, 1.200 en carretera y 3.800 en cinco centros de prueba ubicados en cinco países, con un total de 330.000 kilómetros.

Una de sus principales características es la tecnología de frenado activo (Active Braking Technology), que incrementa la superficie de contacto y el agarre en el momento de frenar, reduciendo así la distancia de frenado.

Además, su nuevo compuesto Grip Booster Technology potencia el agarre y garantiza una mayor adherencia durante el frenado y las maniobras, y cuenta con una resina adhesiva que asegura un fuerte agarre, reduciendo la distancia de frenado y mejorando la manejabilidad tanto en superficies secas como mojadas.

Finalmente, la nueva tecnología reforzada de la estructura (Reinforced Construction Technology) permite una mayor precisión y durabilidad gracias a una estructura más ligera y más resistente que mejora la manejabilidad, el rendimiento en las curvas, el desgaste de la banda y la eficiencia de combustible.