Power Link Security (PLS) ha patentado recientemente PLS, un dispositivo que unifica todas las conexiones necesarias (neumáticas, eléctricas, frenos) entre la cabeza tractora y el semirremolque “en una sola manguera con un solo sistema de conexión, rápida y eficaz, que sustituye las cinco mangueras habituales y necesarias hasta ahora”. Según explican desde la propia compañía, el desarrollo de la conexión única -en el que la entidad valenciana trabaja desde hace más de dos años- es especialmente complejo, como evidencia el hecho de que “hasta ahora nadie ha conseguido en el mundo”.

PLS aporta numerosas ventajas para los transportistas, entre los que los responsables de la empresa destacan “una manguera frente a cinco”, “seguridad en el mantenimiento de la conexión”, “rápida, segura y única conexión en un solo conector”; “evita enredos y roturas”, así como “robos de semirremolques y cabezas tractoras”. Además, el nuevo dispositivo suprime las pérdidas de aire en el sistema y, por lo tanto, proporciona un ahorro de energía. Y lo que es mejor, su implantación es sumamente sencilla, tanto en el semirremolque como en la cabeza tractora.

PLS ya ha probado varios prototipos de su novedoso desarrollo con el objetivo de comprobar su funcionamiento en un vehículo real y comprobar su resistencia y seguridad, “obteniendo resultados muy positivos” y confirmando estar “preparado para el próximo hito, que sería la fabricación en serie”.

Desde la compañía levantina destacan que “el dispositivo PLS cumple todas las normativas y homologaciones necesarias para ser instalado en cualquier conjunto articulado de cualquier país del mundo”. En la actualidad, los responsables de la entidad están presentando el producto “a todos los fabricantes de Europa para su evaluación y valoración, así como a fabricantes de semirremolques y grandes flotas”.