Ángel Nieto, legendario piloto de carreras de motos, 12 1 veces campeón del mundo, abrió recientemente un nuevo taller para la Inspección Técnica de Vehículos (ITV) en la carretera de Villaverde-Vallecas (Madrid).

El nuevo establecimiento, decorado con imágenes de los Grandes Premios de motociclismo, realiza las inspecciones de coches y motos de forma paralela. "La idea es que, cuando esté terminado, todas las paredes estén cubiertas con fotos de pilotos de carreras", comenta el propio Nieto.

El ex piloto zamorano expresa que la idea es que todo el perímetro, tanto por dentro como por fuera, cuente con fotos de los grandes del motociclismo moderno, como Rossi, Márquez, Stoner, Doohan, Crivillé... "Y otros ya no tan recientes, como los de mi época", matiza.

"Llevaba años dándole vueltas a abrir un negocio de este tipo y para mí es muy importante hacerlo en Vallecas, mi barrio durante muchos años", explica Nieto. "Un lugar en el que me he sentido muy querido y del que he llegado a ser pregonero de las fiestas".

Desde su retirada en 1986, tras casi 20 años de carrera y con 90 victorias en Grandes Premios de Motociclismo a cuestas, Ángel Nieto ha compaginado siempre sus actividades en los circuitos, donde ha ejercido desde mánager, a finales de los 80, a comentarista televisivo.

El proyecto vio la luz hace escasas fechas, gracias a la colaboración de Nieto con otros dos socios, que le ha permitido integrarse en la empresa ITV Zona Centro. "Aquí me encuentro especialmente cómodo porque la gasolina, el aceite y los motores siempre han sido mi mundo", se sincera.

Un mundo en el que ahora Nieto se adentra desde una nueva perspectiva y en el que, como no podría ser de otra manera, la moto goza de un protagonismo especial. "He dado instrucciones a todos los trabajadores para que se las trate con mucho cariño", dice con una sonrisa.

"Cuando alguna moto no supere las inspecciones, queremos que el cliente sepa exactamente qué está fallando y cómo puede solucionarlo lo antes posible". Esta predilección por las dos ruedas que también se ve reflejado en las tarifas del taller, menos de 20 euros por pasarles la ITV.