Los fabricantes de accesorios para el automóvil celebran esta semana en Las Vegas (Nevada, Estados Unidos) el SEMA - Specialty Equipment Market Association -, el mayor salón centrado en la personalización de vehículos.

Los organizadores del certamen, beneficiados del buen momento que vive en Norteamérica el sector del automóvil, esperan a más de 2.500 expositores, lo que convertirá la muestra de 2013 en la mayor de sus 47 años de historia.

También se prevé que unos 130.000 profesionales, procedentes de 130 países, se reúnan en el Centro de Convenciones de Las Vegas del 5 al 8 de noviembre. La alta demanda, en este sentido, ha provocado la utilización de parte de un hotel próximo, para ampliar el espacio para los expositores.

Los buenos tiempos que corren en el sector de los accesorios del automóvil, que mueve 31.000 millones de dólares al año sólo en Estados Unidos, corre paralela a la recuperación que están disfrutando los fabricantes de automóviles en los tres últimos años.

Los tres principales (General Motors, Ford y el Grupo Chrysler) están asentados de forma sólida en el territorio de beneficios y cada mes sus ventas se superan, llegando a niveles similares a los de antes de la recesión.

Lo mismo se puede aplicar al resto de las marcas que operan en el mercado norteamericano, que excepto en casos contados están teniendo un año "espectacular".

Esta edición SEMA presentará al menos 2.000 productos nuevos, desde electrónicos y mecánicos hasta decoraciones y modificaciones de chasis.

El Grupo Chrysler acude con 20 vehículos personalizados, incluida una versión de su nuevo Jeep Cherokee, denominada Trail Carver, el Fiat 500L Adventurer y la camioneta Ram Sun Chaser.

El grupo Toyota, mientras, también trae versiones especiales de vehículos de sus tres marcas: Toyota, Scion y Lexus. Esta última presentará ocho tipos del IS 350 creada en conjunción con deviantART, la mayor red social online de artistas.

Por su parte, Toyota presentará la versión rally de la berlina Camry y el Crusher Corolla entre otros vehículos.

Ford ha decidido acudir a SEMA con sus pesos pesados, como la versión High Roller de la camioneta Super Duty o el EcoTrek, basado asimismo en la F-350. La marca mostrará, del mismo modo, varias versiones de vehículos como el Fusion, Focus, Fiesta y Mustang.

General Motors (GM) también apuesta en Las Vegas por sus vehículos más pesados, con el lanzamiento del prototipo Chevrolet Silverado Cheyenne, que viene equipado con un nuevo motor de 6,2 litros en V8 que desarrolla 420 caballos de potencia.

Finalmente, la surcoreana Kia revelará cinco unidades especiales del Soul 2014, todas inspiradas por el mundo de la música. De momento, ha mostrado detalles de dos de los vehículos, el Vans Warped Tour Soul y The Music Memorabilia Soul.

Como aperitivo, les adjuntamos un vídeo resumen de la pasada edición del SEMA.

[iframe width="560" height="315" src="//www.youtube.com/embed/z4KsOhKh0hY" frameborder="0" allowfullscreen ]