Tanto el eléctrico Renault Zoe cómo el híbrido enchufable Mitsubishi Outlander se convirtieron en los más vendidos de su categoría en 2017, según recoge una información de la Organización de Consumidores (OCU). A pesar del aumento en ventas, su alto precio y la escasez de puntos de recarga siguen siendo un problema para los particulares.

Los datos revelan que el año pasado se matricularon casi 4.000 automóviles eléctricos, un 90% más que el año anterior, y en el caso de los híbridos enchufables, más del doble, algo más de 3.500. A pesar del aumento de cifras, siguen siendo muy bajas comparadas con el total de coches vendidos, que llega a 1.234.931.

Dentro del Top 10 de ventas de coches eléctricos en 2017 destacan, por este orden, Renault Zoe, Nissan Leaf, BMW i3, Smart Fortwo, Tesla Model S, Volkswagen Golf, Tesla Model X, Citroën C-Zero, Hyundai Ioniq y Smart Forfour.

En cuanto a la lista facilitada por la OCU de los coches híbridos enchufables más vendidos del año pasado, se encuentran, por este orden, Mitsubishi Outlander, BMW Serie 2 Active Tourer, Mercedes GLC, Mini Countryman, Volkswagen Golf, BMW i3 Rex, Porsche Panamera, BMW Serie 3, Audi A3 y Volvo XC90.