Faltan menos de dos meses para que empiece a aplicarse en el comercio de todo el territorio nacional la ley comunitaria que obliga a la utilización en los pagos electrónicos de un Sistema de doble autentificación o Autentificación Reforzada del Cliente (PSD2, por sus siglas en inglés). La normativa entrará en vigor de forma definitiva el próximo 1 de enero de 2021.

CIRA, la patronal catalana de recambistas, explica en su página web en qué consiste y qué hay que hacer para adaptarse a la nueva legislación:

1. Qué es el Sistema de doble autentificación y a qué se aplica

La doble autentificación es un sistema que verifica de forma doble la identidad de un cliente que hace una compra con tarjeta, ya sea en un comercio físico o en una tienda online. El objetivo de la nueva normativa que utiliza esta doble autentificación es ofrecer más seguridad a los ciudadanos comunitarios.

La clave de este nuevo sistema es que en entornos electrónicos tiene que llevarse a cabo de forma obligatoria una autentificación en la que se le solicita al usuario dos o más elementos de este tipo:

  • Algo que sólo posee el usuario; por ejemplo, un código recibido a través de su número de teléfono.
  • Algo que es el usuario; por ejemplo, su imagen física o su huella dactilar.
  • Algo que sólo conoce el usurio; por ejemplo, su PIN.

Cada banco indicará a sus clientes cómo les va a afectar la nueva autentificación reforzada a la hora de realizar sus pagos con tarjeta.

2. Qué hay que hacer para cumplir con la nueva normativa de pagos por tarjeta o Internet

Tanto si se tiene una tienda online en la que el cliente hace pagos con tarjeta como si esos pagos son efectuados por datáfono en los puntos de venta, la empresa debe contactar con el banco que le proporciona el servicio de pagos y asegurarse de que su pasarela de pago cumple con la nueva normativa. CIRA informa de que probablemente el recambista no va a tener que hacer mucho más que confirmar que todo estará listo para los pagos a partir del 1 de enero de 2021.