Toyota constituirá, a finales del mes de marzo, una nueva compañía en Tokio (Japón) denominada Toyota Research Institute-Advanced Development (TRI-AD), dedicada a acelerar sus iniciativas en el desarrollo avanzado de la conducción automatizada. Para su puesta en marcha, Toyota Motor Corporation (TMC), Aisin Seiki (Aisin) y Denso Corporation (Denso) han firmado un memorando en torno al desarrollo conjunto de software de calidad de producción.

Toyota, Aisin y Denso tienen previsto invertir más de 2.285 millones de euros en TRI-AD, empresa que contará con una plantilla de unos 1.000 trabajadores, entre contratación externa y personal de TMC, TRI, Aisin y Denso. James Kuffner, actual director tecnológico del Toyota Research Institute (TRI), estará al frente de TRI-AD como consejero delegado.

“El desarrollo de un software de calidad de producción es un factor de éxito crítico para el programa de conducción automatizada de Toyota”, afirma Kuffner, quien añade que “la misión de esta nueva empresa es impulsar el desarrollo de software de una forma más eficaz e innovadora, aumentando las capacidades del Grupo Toyota mediante la contratación de ingenieros informáticos de primera categoría. Contrataremos a nivel internacional y estoy encantado de dirigir esta aventura”.

Entre los objetivos clave de TRI-AD se encuentran crear una plataforma de desarrollo de software fluida, de la investigación a la comercialización, para potenciar las capacidades de manejo de datos; reforzar la coordinación con TRI y asociar de forma eficiente los resultados de la investigación con el desarrollo de productos; reforzar la colaboración con el Grupo Toyota en los ámbitos de la investigación y el desarrollo avanzado; y seleccionar y contratar a ingenieros de máximo nivel de todo el mundo, cultivando y coordinando el mejor talento dentro del Grupo Toyota.