Los especialistas en limpieza de vehículos de Alvato advierten que no sólo la carrocería sufre los efectos de los elementos externos asociados al verano, sino que la tapicería es una de las partes más delicadas que hay que cuidar. El salitre, la sal que acompaña a la humedad del agua del mar, forma cercos blancos potencialmente dañinos para las telas y pieles de la tapicería del coche. El cloro de la piscina y otros compuestos que también llevan sus aguas dejan un olor muy característico en el interior y también pueden deteriorar la superficie del tejido.

La arena y el polvo no sólo tienen la capacidad de manchar y de esconderse en cualquier rincón de la tapicería, sino que el roce de los granos de arena de mayor tamaño en tapicerías delicadas pueden rayar e incluso romper la superficie.

Para eliminar el peligro que tienen estos elementos sobre el interior del coche una limpieza a fondo en el momento, o a las pocas horas, es lo más conveniente. Aún así, los especialistas de Alvato recomiendan emplear medidas especiales de protección y recuperación.

Existen productos especialmente indicados para el cuidado del interior del vehículo, en particular para tapicerías. Uno de ellos, basado en nanotecnología, se aplica después de la limpieza con el fin de darle una capa de protección frente a la humedad, el polvo y otros agentes externos. Se evita de esta manera la adherencia de humedades y de partículas no deseadas, ya que están diseñados para repeler el agua (hidrófugos) y el polvo.

Hidratar el cuero es especialmente importante, según Alvato, ya no sólo en verano sino durante todo el año. El sol, el agua y la arena resecan la superficie de este material y se abren unas grietas que pueden terminar en rotura. Pero también hay que ocuparse del relleno de los asientos, que se llena de suciedad filtrada. Para ello es conveniente utilizar máquinas especiales que expulsan vapor, producto y líquido, por un lado, y aspiran con mucha potencia, por otro, haciendo desaparecer esa "basura" microscópica oculta bajo la tela. Esto sólo se realiza en lavados y limpiezas profesionales.