Después de los buenos resultados obtenidos en el primer semestre del año, el Grupo Continental vuelve a incrementar sus previsiones de resultados para el ejercicio 2015. "Queremos alcanzar un margen EBIT normalizado cercano al 11% para todo el año, después de partir de un margen superior al 10,5%. También hemos incrementado la previsión del flujo libre de caja antes de adquisiciones a 1.800 millones de euros como mínimo gracias a la positiva evolución del primer semestre, cuando partíamos de al menos 1.500 millones de euros", declaró el pasado martes el presidente de la Junta Directiva de Continental, Elmar Degenhart, durante la presentación de las cifras de negocio tras los primeros seis meses.

"Hemos demostrado nuestra fuerza en un contexto exigente y, después del buen primer trimestre de 2015, en el segundo trimestre hemos vuelto a crecer un 4,4% normalizado en efectos de consolidación y efectos del tipo de cambio. A esto también ha contribuido el crecimiento de dos cifras experimentado en Asia. Para la otra mitad del año, a pesar del descenso de la tasa de crecimiento de la producción de vehículos en Asia, contamos con un desarrollo comercial estable en el elevado nivel alcanzado", declaró Degenhart.
La cifra de negocio del proveedor aumentó en el primer semestre de 2015 en comparación con el mismo periodo del año anterior en un 15,8%, ascendiendo a los 19.600 millones de euros. Al mismo tiempo, el resultado del Grupo atribuible a los titulares de acciones creció en un 11,1%, superando así los 1.400 millones de euros. A 30 de junio de 2015, el resultado operativo del Grupo (EBIT) se había incrementado un 19,4% en comparación con el año anterior, superando así los 2.100 millones de euros. Esto equivale a un margen del 11%, frente al 10,7% del año anterior. El resultado operativo normalizado (EBIT normalizado) aumentó en un 17,6% en comparación con el mismo periodo del año anterior, alcanzando los 2.300 millones de euros. El margen EBIT normalizado ascendió al 12,2 % mientras que en el mismo periodo del ejercicio anterior fue del 11,6%.
"Gracias a nuestra estabilidad financiera, hemos podido financiar, y así seguiremos haciéndolo, tanto la adquisición de Veyance Technologies como la adquisición y el pago de dividendos de Elektrobit Automotive GmbH con nuestros propios medios y con los compromisos de préstamos existentes. Además, en septiembre de este año reembolsaremos anticipadamente nuestro crédito de 950 millones de dólares, cuatro años antes de su vencimiento. Entre los instrumentos de financiación exterior, actualmente existen prácticas considerablemente más favorables que la obligación emitida. En las próximas semanas decidiremos cuáles emplearemos", explicó el director financiero, Wolfgang Schäfer. "Desde la perspectiva actual, nuestra deuda financiera neta se situará a finales de año por debajo de los 4.000 millones de euros," afirmó.