El informe Dekra Road Safety Report, presentado oficialmente el pasado 1 de junio en Berlín (Alemania), se centra este año en “las mejores prácticas” que se llevan a cabo en todo el mundo para lograr conseguir el ambicioso, pero no imposible, objetivo de cero muertes en carretera. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, unos 1,25 millones de personas en todo el mundo aún pierden la vida en carretera.

El documento, que llegará a nuestro país el próximo 10 de octubre, aporta una amplia gama de ejemplos de diferentes países de todo el mundo, considerando el factor humano, la tecnología del vehículo y la infraestructura. Ésto demuestra, según Dekra, el gran potencial de medidas que se pueden implementar para alcanzar la “Visión Zero”, es decir, carreteras seguras en las que nadie muera o salga gravemente herido en accidentes.

De un primer vistazo, los datos obtenidos en la Unión Europea causan optimismo: cerca de 25.500 muertes de tráfico en los estados miembro en el 2016 significa una reducción de un 2,3% si se comparan los resultados obtenidos con el año anterior. En los últimos seis años, el número de víctimas en la UE ha caído en un 19%, aunque los resultados varían considerablemente si se tienen en cuenta las cifras obtenidas de forma individual en los estados miembro. En España se ha registrado un incremento del 2,5% en 2016, de 1.130 a 1160 víctimas de tráfico.

Como en anteriores informes desde 2008, el informe de seguridad Dekra 2017 proporciona ideas y recomendaciones específicas de actuación para políticos, expertos de tráfico, fabricantes, instituciones científicas y asociaciones. Además, Dekra apoya firmemente el programa de acción de la UE para reducir a la mitad el número de fallecidos en accidentes de tráfico para 2020.